El Parque Natural de Arribes del Duero ocupa una estrecha franja de algo más de 1.000 kilómetros cuadrados entre la zona occidental de Zamora y Salamanca y es frontera natural con Portugal. Un enclave de gran belleza con dos protagonistas principales: el río Duero y el río Tormes, verdaderos artífices del entorno y el hábitat natural privilegiado de la zona…

Reportaje completo publicado en la Revista Chic.